Estafa escaneo de iris: “No sabía lo que podía pasar”, dijo la organizadora

Unos 30 paranaenses fueron estafados al ser contactados por Facebook para un escaneo de iris en Buenos Aires. La organizadora, Rosalía Verónica Ríos, dijo a Elonce: «Invité a las personas y no sabía lo que podía llegar a pasar»

Unos 30 paranaenses fueron estafados por una mujer que los contactó a través de Facebook, ofreciéndoles dinero a cambio de someterse a un escaneo del iris en una clínica privada en Buenos Aires. Después de realizar el estudio, descubrieron que no recibirían el pago prometido ni tendrían transporte de regreso a Paraná, dejándolos varados en Zarate.

Rosalía Verónica Ríos, quien organizó el viaje y contactó a las personas involucradas, dio su versión de los hechos a Elonce. «Fui yo la que organicé el viaje por medio de personas conocidas y amigos, yo saqué el turno vía mail y por la aplicación», explicó.

Ríos, detalló que «porque estamos padeciendo un gran problema económico, invité a personas a hacer un escaneo de ojos, contraté dos trafic de un señor José, donde nos cobra una suma importante para viajar hasta Zárate. Yo firmé el contrato, coordiné toda la gente, nos encontramos en la puerta de mi casa, salimos, viajamos, la combi nos dejó, y cuando llegamos allá nos encontramos con que hasta las 9.30 no había nadie».

El pago por el escaneo, que supuestamente sería en pesos, resultó ser en criptomonedas, además: «Nadie tenía aplicación, se fueron prestando los celulares para bajar la aplicación, otra gente no se pudo escanear, y al llegar la hora de partir, la trafic nos dejó tirados porque decía que si no teníamos para volver, él no nos iba a arrancar la trafic», añadió.

La situación se volvió crítica cuando se encontraron varados sin transporte ni dinero para regresar. «Había una mujer con un niño chiquito, estuvimos muchas horas. Yo también soy hipertensa y con problemas de columna, no podía llegar a caminar a ningún lado. Entonces nos desparramamos, yo terminé hospitalizada, la policía bonaerense nos pegó a varios de los que habíamos viajado, yo y otro terminamos presos, actuó Gendarmería Nacional», relató.

Consultada sobre la naturaleza del escaneo de iris, Ríos, afirmó: «Se trata de robar la identidad de las personas». Además, mencionó que el lugar no estaba habilitado y describió las condiciones deplorables de la clínica. «Es una mugre el lugar y hay tres cositas como ojos, pasas, te escanean el ojo y listo. No sabes quién fue, no dan ni una firma, nada», señaló.

Asimismo, mencionó el acuerdo con el transportista: «Con José acordamos que la ida y la vuelta se cobraba $700 mil pesos el viaje. Cosa que no pudimos reunirnos con el dinero porque muchos de los que fueron no pudieron obtener la aplicación y él me hizo una denuncia por la cual nos veremos en el juzgado».

Por otro lado, expresó su preocupación por las personas que aún no han podido regresar. «Lo que me preocupa a mí ahora es que la gente tiene que volver, hay gente perdida. Pedimos en este momento que nos cedan un transporte para que esa gente pueda volver».

Parte de los paranaenses que regresaron caminando

Para finalizar, Ríos, aseguró que «ya está todo en la justicia, mañana voy a hacer la denuncia penal. Voy a denunciar a José y voy a denunciar a esta gente que está en Buenos Aires para que se haga cargo si algo pasa».

Fuente El Once

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *