Murió un argentino al que apuñalaron en Bolivia: denuncian que no lo quisieron atender en el hospital por ser extranjero

Matías, oriundo de Neuquén, había llegado a Oruro un día antes, junto a su novia, en plan de recorrer Latinoamérica.El presunto asesino sería un colombiano, que se les acercó cuando tomaban mate en la puerta del hotel.

Murió un argentino al que apuñalaron en Bolivia: denuncian que no lo quisieron atender en el hospital por ser extranjeroMatías, el joven que fue asesinado en Oruro y al que, según la familia, le negaron atención médica.

Un joven oriundo de Neuquén fue asesinado en Oruro, Bolivia y su familia reclama que le negaron la atención médica en un hospital al que llegó con signos vitales. Su mamá asegura que murió en la vereda del centro de salud.

Matías, viajaba por Latinoamérica con Florencia, su pareja, y fue apuñalado en el pecho por un hombre oriundo de Colombia, según contó la novia del joven en un video que un hombre gravó en la puerta del hospital en un momento de verdadera desesperación.

«Un colombiano que no conocemos, se nos sentó ahí a hablar. No discutieron en ningún momento. No sé. Habían ido a comprar una gaseosa porque ya teníamos que entrar al hotel donde estábamos y volvió así«, relató la joven, mientras seguía esperando ayuda en la puerta del hospital, con Matías desvanecido arriba de una camilla.

Pero eso no fue todo. En la grabación se puede escuchar a la mujer contando que tardaron «más de 40 minutos para ir a buscarlo» y que les negaron «un teléfono para llamar a emergencias por ser extranjeros«.

«Nos dijeron que no había ambulancias disponibles y cuando llegamos había tres ambulancias estacionadas. Nos negaron la atención, cuando lo subieron a la camioneta tenía signos vitales. ¿Quién se hace cargo de esta vida ahora? Somos argentinos, ¿por eso nos niegan la atención? Le negaron el derecho a la vida porque cuando subió a la camioneta tenía signos vitales», cerró la joven a los gritos en la puerta del centro de emergencias.

Por su parte, la mamá de Matías, Carina, habló con Radio 7 de Neuquén y relató su versión: «Matías había llegado a Oruro hace un día. Estaba tomando mate con su novia en la vereda cuándo se acercó un colombiano a charlar un rato y se fue. Este hombre volvió nervioso a las 2 horas, y lo invita a mi hijo a comprar a una despensa que estaba cerca». Al rato, el neuquino volvió con una gaseosa abajo del brazo y se desmayó en la puerta del hotel, adelante de su novia, a quien le alcanzó a decir que había recibido una puñalada en el pecho.

Carina, que se encontraba viajando desde La Quiaca hacia Oruro al momento de la entrevista, comentó también que el chofer de la ambulancia lo discriminó diciendo que «por algo le había pasado» y que «estos argentinos que vienen acá a hacer quilombo».

«Nadie le hizo RCP, ni en la ambulancia ni en el hospital, lo dejaron en la vereda tirado y ahí se murió», relató la madre, completamente conmovida esperando justicia por su hijo. Además afirmó que un médico y dos enfermeros le dijeron a Florencia, su novia, que no iban a poder atenderlo.

Por último, la madre explicó que el presunto asesino está en libertad, se comunicaron con la fiscal que no les dio ninguna respuesta más que preguntarles cómo habían conseguido su número. Mientras tanto, el cuerpo de Matías espera la autopsia en la morgue y la embajada argentina está trabajando para ayudar a la familia, según contó su mamá.

«Él tiene un hijo de 11 años al que todavía no le pudieron decir que mataron a su papá», cerró su relato con Radio 7, Carina, entre lágrimas.

El video en el que se la puede ver a Matías y a Florencia en la puerta del hospital llegó luego a la TV de Bolivia. Allí habló también un testigo que comentó que la ambulancia llegó 20 minutos después de que se desvaneciera Matías, que «el enfermero lo tocó y dijo ‘ya está muerto’, a lo que los presentes insistieron que tenía pulso, a lo que el hombre les dijo «tiene pulso pero leve, ningún hospital lo va a atender», antes de subirlo a la ambulancia.

Desde Cancillería, en tanto, informaron que el Consulado General en La Paz «se encuentra brindando asistencia, desde el día 13/09, a familiares del connacional Matías Rosales, quien fue asesinado en Oruro, Bolivia, así como a su pareja, quien se encontraba con el ciudadano».

«Asimismo, el Consulado mantiene contacto con autoridades policiales locales, respecto a la investigación en curso. Familiares del fallecido se encuentran en viaje rumbo a Oruro. El Cónsul General se trasladaría a esa ciudad a fin de brindar a los familiares la asistencia consular correspondiente», agregaron.

Fuente : Clarín

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *